DESDE CASA
> ANALIZA CÉLULAS TUMORALES
Desde los institutos aragoneses, un gran equipo contribuye ya de forma activa, invitados por el Bifi y la Fundación Ibercivis, al estudio de la muerte celular. Pero la ciencia ciudadana también se nutre de voluntarios que quieran contribuir analizando el efecto de diversos compuestos químicos sobre cultivos reales

> BUENOJO El cerebro humano no tiene rival reconociendo patrones; ninguna máquina puede compararse con él. La automatización de los laboratorios permite seguir paso a paso cómo responde un buen número de cultivos celulares a la acción de un fármaco. Pero, una vez que el microscopio automatizado ha tomado una foto cada 20 minutos a cada pocillo durante 24 horas, unos ojos humanos deben distinguir si las células eliminadas han muerto por necrosis o por apoptosis, sin dañar el tejido sano. Ahora, gracias a un proyecto de ciencia ciudadana lanzado desde el Instituto de Biocomputación y Física de Sistemas Complejos (Bifi) de la Universidad de Zaragoza y la Fundación Ibercivis, esos ojos pueden ser los de cualquiera de nosotros.
Los alumnos de ESO de 17 centros aragoneses ya están analizando imágenes de células reales sometidas a tratamiento contra el cáncer, pero cualquier ciudadano puede hacerlo desde casa.
No hace falta vestirse con bata blanca para contribuir a esta investigación desarrollada por el Bifi. El proceso es sencillo: al ordenador llegan las imágenes de distintos cultivos celulares tomadas al microscopio y, a través de preguntas sencillas como «¿Es la célula circular o alargada?» o «¿Está el núcleo fragmentado?», los estudiantes o los ciudadanos participantes determinan el estado de las células. Así, los investigadores podrán conocer qué está sucediendo en cada cultivo y si los medicamentos aplicados a cada uno de ellos están resultando eficaces. Cada imagen se envía a varios participantes para validar los resultados.
Esta es la fase piloto de este proyecto, que comienza con la participación de los estudiantes aragoneses durante los meses de abril y mayo, pero que se trasladará también a institutos madrileños que han mostrado interés. Realmente, para resultar útil en la investigación contra el cáncer se necesita la contribución de miles de personas. Estos son los primeros pasos.

La aplicación está accesible en http://ow.ly/jYquJ

NoticiaCelulas
SOCIENTIZE

■ Esta es una de las experiencias piloto desarrolladas en el marco del proyecto europeo Socientize(http://socientize.eu) sobre ciencia ciudadana que, liderado por el Bifi, reúne a socios austriacos, portugueses, brasileños y la asociación aragonesa Tecnara. Contempla también la redaccióndel libro blanco de la ciencia ciudadana.

MARÍA PILAR PERLA MATEO